Vamos a dejar de ser cutres,

Alejándonos del modelo basado en una especulación rápida y ciega centrándonos en el desarrollo de un alto valor añadido, en este caso la cualidad urbana.

A largo plazo, el de una vida, una generación, una sociedad, un urbanismo cuyo fundamento sean la sostenibilidad medio ambiental como social acaba siendo lo más rentable. La planificación urbana que tiene como fin ciego la especulación a corto plazo al provecho de unos pocos individuos o firmas no puede pretender cumplir con el mínimo nivel de calidad.

Por algo nos enseñan la historia, y vemos que la ciudad actual tiene raíces en la antigüedad. Generar ciudad como si fuera un producto mas es el camino directo al fracaso social e incluso económico como lo demostró el estallo de la burbuja inmobiliaria en España.

ROMA NO SE HIZO EN UN DIA, y estamos en el siglo 21, no queremos dejar de crecer, pero preferimos el crecer mejor al crecer mas!

el plan parcial PP10 prevé 13 350 000 m² de suelo con una edificabilidad de 4 750 000 m²

El estudio del proyecto de PAU (Programa de Actuación Urbanística) PP10 de Alcorcón, fue para nosotros la oportunidad de plasmar algunas ideas para adaptar y humanizar el modelo de desarrolló urbano mas empleado en la mayoría del territorio español estas dos ultimas décadas.

A continuación os presentamos unos conceptos que hemos sacado de este trabajo alrededor de dos ejes: la Evolución y el Ciclo Cerrado de la ciudad.

vistas propuesta a tres tiempos de crecimiento

En ves de planificar una ciudad acabada, se propone una trama de crecimiento con varias etapas de densificación que pueda funcionar en cada fase de su crecimiento.

– Potenciar al máximo todo lo existente en el terreno y la memoria. Las pocas edificaciones presentes deben ser recuperadas ya que forman la única herencia del pasado y de identidad, además la rehabilitación tiene un impacto ambiental mucho menor a la demolición + edificación nueva. El paisaje debe ser integrado, en este caso la cañada existente se potencia y se convierte en el eje de desarrollo del proyecto con una intervención minima.

– Evitar las infraestructuras sobredimensionadas, en ves de prever un boulevard de seis carriles para unos primeros bloques de viviendas, se propone asfaltar una pequeña vía de acceso dejando en su lateral terrenos de prado para un futuro posible hinchamiento del viario.- En ves de asignar parcelas a la edificación al azar de las inversiones se propone crecer desde un punto o un eje central hacia los límites del sector evitando en las primeras fases los casos de edificios exentos alejados de las comunicaciones e instalaciones.– Las parcelas deben evolucionar. Una parcela sin edificar puede ser el objeto de una sesión temporal para el uso de los vecinos (campo de deporte, de ocio, huertos) o recibir cultivos urbanos y ganados. No se tiene que edificar una parcela al máximo desde el principio si la demanda no es tan alta. Se puede al cabo de un tiempo y una vez lleno de vecinos el edificio prever un incremento de edificación por ejemplo añadiendo una planta con materiales de construcción ligeros. Un nuevo barrio se debe pensar con una cierta autonomía generando su propia actividad, y gestionar sus recursos de forma sostenible con el medio ambiente. – Si se quita el coche de los cascos urbanos con alta cualidad ambiental porque rodear las viviendas de autovías en los nuevos barrios. Una calle sin coche es una calle con niños jugando y gente paseando. La movilidad es un factor clave de la ciudad moderna, por lo cual no se puede quitar el coche sin pensar en una alternativas eficientes, parking en las puertas conectados con transportes públicos, tranvía, minibus eléctrico, bicicletas de préstamo, mini coches eléctricos, taquillas, servicio de entrega a domicilio…Sabiendo que la movilidad es causo del 23% de las emisiones de CO2 son una actuación claves en cuanto a medio ambiente y calentamiento global.– Implantar y fomentar actividad, alrededor de una temática. En este caso debido a la existencia de pequeñas industrias de la madera, proponemos un polo completo alrededor de la madera impulsando la implantación de pequeños talleres de artesanía y un polo de investigación y divulgación. Es importante favorecer las actividades de alto valor añadido compatibles con viviendas.

– Poner en aplicación los múltiples experimentos estudios y tecnologías permitiendo un control en los gastos en agua y energías e reponiendo los residuos en el ciclo de funcionamiento de la ciudad. También en la propia edificación se deben usar materiales e instalaciones que minimizan el impacto ambiental ya que la edificación constituye el 64 % de las emisiones de CO2 de España.

– Producir in situ alimentos para reducir los transportes y dar un uso a los terrenos residuales los cuales constituyen un porcentaje importante de suelo en las zonas periféricas de las ciudades. En este caso se propone igualmente plantaciones de árboles para el uso de las industrias. Estos cultivos permitirán la regulación de las aguas pluviales y sucias, a la absorción de una parte del CO2 emitido.

Para datos numéricos en cuanto a emisiones de Co2 y costes ambientales nos hemos basado en estudios del programa Cambio Global en España 2020/50

Así son unas ideas de este proyecto que hemos desarrollado, Andre, Joel y yo Clement para la edición del Europan 11.

© Todos los derechos reservados Andre Albuquerque, Joel Jongwane, Clément Gripoix

Add to: Facebook | Digg | Del.icio.us | Stumbleupon | Reddit | Blinklist | Twitter | Technorati | Yahoo Buzz | Newsvine

Anuncios